Consejos para leer mejor y convertirse en un buen lector

Para leer mejor y convertirse en un gran lector de ebook gratis, es necesario, en primer lugar, involucrarse en el texto que se está leyendo. A lo largo del proceso de lectura, hacer preguntas como “por qué, cómo, quién, qué, o para qué es, o cuál es el punto”, ayuda a anticipar los pensamientos del autor y por lo tanto fomenta la lectura rápida.

Amplía tu visión

Un entrenamiento específico para la lectura rápida permite al lector aumentar su campo visual. Durante la lectura, el ojo se mueve a lo largo de las líneas fijando puntos. El ojo puede leer mientras está parado. Un lector medio lee unas 3,4 palabras por fijación, mientras que un lector rápido puede leer más de 5.

Una buena forma de leer mejor es practicar el uso de una máscara rectangular. Usa el caché para mostrar sólo unos 30 caracteres en una sola línea y desplázate por el caché mientras lees. Esto te hará más atento a tu lectura y evitará que retrocedas.

Conocer el concepto, la idea, no las palabras.

No subviertas lo que lees. Un gran lector lee a una velocidad que se acerca a la del pensamiento. Palabra por palabra, leer en la cabeza o leer en voz alta es mucho más lento que la velocidad del pensamiento y te ralentiza en la lectura. Para leer mejor, hay que captar el concepto, la idea que el autor quiere transmitir.

Amplía tu vocabulario

En cuanto no entienda una palabra, aproveche la oportunidad de enriquecer su vocabulario y usar su diccionario. Para leer mejor, es necesario adquirir la comprensión de una gama básica de palabras y aprender nuevas palabras.

Concéntrate en lo que estás leyendo

Establezca tiempos para leer sin ser molestado. Si tu mente no puede concentrarse, ¿cómo puedes leer eficazmente? Para leer mejor, necesitas desarrollar tu habilidad para concentrarte. Si tu atención está en otro lugar, no serás tan efectivo como un gran lector.

Sea selectivo en su lectura

Dependiendo de lo que leas, sé selectivo para que sólo leas lo que es realmente interesante. Es posible reducir el número de palabras leídas sin perder la idea que el autor quiere transmitir. No es la lectura de todo palabra por palabra lo que cuenta, sino la comprensión del concepto.
Para leer mejor los textos largos, haz también algunos deberes antes de empezar. Lea el índice, los títulos, la introducción, la conclusión, localice los bocetos, las imágenes con sus leyendas, y luego vuele sobre el libro.

Disfruta de la lectura.

No te aburras. Disfrute de su lectura. Varía tu lectura si empiezas a aburrirte con un libro. Alternar la geografía con la poesía, por ejemplo. En resumen, para leer mejor, divertirse.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*